Sos el reflejo de mis instintos,
de mi magia que fluye del alma, del ser.
me envuelves en melodía, el éxtasis de tu cuerpo me ata.

Sos armonía en mi pecho, el descanso de mi alma.
Entredichos del nunca jamás, peleas innombrables.
La contención del herido que grita penas.
La sonrisa que cura locuras.

Dame tiempo y regocijo en tu regazo.
Las caricias que conducen a tus puertos.
Te busco y encuentro amaneceres que irradian sonrisas.
Flujos de palabras que pronuncian un "Te amo".

Tus abrazos me transportan al placer, melancolía.
Puedo sentirte apenas sin tocarte.
Tu encanto me domina, tu estirpe, tu entrega.
Dame tu ser que plasma valores.

Te encuentras en cada nota, en mi melodía.
Al tomarte de la mano acaricio el ocaso,
regálame el lucero de tus ojos, que siembra caminos.
Y la aventura apasionada de quererte sin perjuicios.


El Ser Bohemio

________________________________________________

12 comentarios:

  1. Reflejos con melodía acompañando el ocaso, bonita mezcla.

    Pantera al anochecer

    ResponderEliminar
  2. Una mezcla de lo más apetecible Bohemio.
    Te dejo un regalo en mi blog.
    Besos.

    ResponderEliminar
  3. Muy bello =)
    La magia del alma, sonrisas, caricias, abrazos, miradas, el ocaso... Qué completo jeje.
    Un beso :)

    ResponderEliminar
  4. totalmente delicado, claro que sí!!

    muchos abrazos niño!

    ResponderEliminar
  5. ¡Jopé que bonito! hay que ver lo que consigue el amor, que algunos escribais estupendamente, a mí sólo me hace decir tonterías porque la poesía no es mi fuerte.....

    ResponderEliminar
  6. Qué bonito! me ha encantado la frase que dice:
    Regálame el lucero de tus ojos...Un abrazo Poeta.

    ResponderEliminar
  7. ufff, llega la melodía que roza el ocaso...

    me encantó!!

    Un besoooo

    ResponderEliminar
  8. Hermoso sentir el de tus palabras amigo, pura sensibilidad, un bonito regalo para el alma…

    Un placer siempre visitarte,

    Bsos

    ResponderEliminar